Lo primero de todo es sacarla de la nevera media hora de comerlas. Sí, las anchoas deben estar refrigeradas ¡siempre! porque es una semi conserva, así que desconfía de todo aquello que te puedan vender fuera de nevera.

😋 Para disfrutar de las diferentes sensaciones que puede transmitir un filete de #anchoa es preciso que intervengan principalmente los 𝘀𝗲𝗻𝘁𝗶𝗱𝗼𝘀 𝗱𝗲 𝗹𝗮 𝘃𝗶𝘀𝘁𝗮, 𝗼𝗹𝗳𝗮𝘁𝗼 𝘆 𝗴𝘂𝘀𝘁𝗼.

👀 A la 𝘃𝗶𝘀𝘁𝗮, una anchoa puede ir de un color marrón rojizo -mayor maduración- a un claro caramelizado -menos madura-. Nosotros nos decantamos por una anchoa bien madurada.

La limpieza de la #anchoa es determinante. La anchoa debe estar sin barbas que molestan en paladar y haber sido trabajada artesanalmente.

👃En 𝐨𝐥𝐟𝐚𝐭𝐨, la #anchoa debe proyectar a la nariz olores de aceite, sal y pescado de manera equilibrada, sin predominio de unos sobre otros.

💋En 𝗯𝗼𝗰𝗮, es positivo que los sabores sean largos y equilibrados. Si el filete está muy salado o sabe a rancio, será muy poco valorado.